Global

Nueva política de EU hacia Cuba recuerda a la Guerra Fría: Rusia

Nueva política de EU hacia Cuba recuerda a la Guerra Fría: Rusia

La voz del canciller cubano Bruno Rodríguez tiene esa rara cualidad de transmitir serenidad y un poco de rabia al mismo tiempo.

Clarín deja un mensaje bien claro en el título de su nota: "The New York Times calificó de cínica y retrógrada la política de Trump hacia Cuba".

Rusia reafirmó hoy su solidaridad "inquebrantable" con Cuba al criticar la nueva política del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en relación con la isla, ya que resucita la retórica de la Guerra Fría, informó el Ministerio ruso de Asuntos Exteriores.

Trump anunció la "cancelación" de la política de Barack Obama hacia Cuba y se mostró dispuesto a negociar "un acuerdo mejor" con la isla, pero solo si hay avances "concretos" hacia la celebración de "elecciones libres" y la liberación de "prisioneros políticos" en la isla.

El canciller dijo que Trump "está mal asesorado" y que toma decisiones que "sólo favorecen intereses mezquinos de una envejecida y extremista minoría de origen cubano y de un puñado de políticos", en referencia a los sectores más duros del exilio en Miami.

Varela dice que abordará con Trump los
Galería

"Protesto ante al gobierno de Estados Unidos por ese descaro", afirmó Rodríguez, quien consideró que se trató de "un grotesco espectáculo salido de la guerra fría". "Con estas medidas hace todo lo contrario", valoró Rodríguez. Además, ratificó que en los últimos años se ha demostrado que Cuba y EE.UU. pueden convivir pacíficamente, incluso con diferencias irreconciliables en cuanto al sistema político y el tratamiento de los derechos humanos.

Aunque todavía se debe esperar por el marco regulatorio de esta directiva presidencial, el canciller confirmó lo que ya se sabía desde el jueves, cuando se filtraron algunas pautas del discurso de Trump: los más perjudicados serán los propios ciudadanos estadounidenses (a quien su presidente dice proteger) y el sector no estatal cubano.

Aquí, como dijo el ministro, nadie estaba en vilo esperando por el pronunciamiento de Trump, porque si alguna certeza existe es que los cambios que sean necesarios en Cuba los decidirá únicamente el pueblo cubano.

Otros cambios anunciados por la Casa Blanca incluyen la prohibición de los viajes individuales para hacer contactos con el pueblo cubano, conocidos en inglés como "people to people travel", y la posibilidad de auditoría a todos los estadounidenses que visiten Cuba para comprobar que no violan las sanciones de Estados Unidos, reportó la agencia de noticias EFE. "No pediremos a nadie perdón ni permiso".